Se alcanza un preacuerdo para la quema de la paja del arroz

Tras una larga reunión mantenida en la sede de la conselleria de Agricultura con los secretarios autonómicos de Medio Ambiente y Cambio Climático, Julià Álvaro, y de Agricultura y Desarrollo Rural, Francisco Rodríguez Mulero, en la que participaron entidades representativas del sector (entre ellas Cooperatives Agro-alimentàries de la Comunitat Valenciana), Comunidades de Regantes y municipios colindantes con el Parque Natural de La Albufera, se alcanzó un preacuerdo para la quema de la paja del arroz resultante de las labores de siega.

El acuerdo alcanzado contempla una reducción de las quemas que supera el 50% del total de la superficie que se autorizó quemar el año pasado. Está previsto que las quemas comiencen esta misma semana, una vez se hayan delimitado adecuadamente las zonas en las que se permitirán. De esta forma, se estima que se podrán quemar entre unas 6.200 y 6.300 hectáreas, frente a las 15.000 hectáreas de la campaña pasada. Las quemas atenderán a factores de excepcionalidad, tal y como declaraba al final de la reunión el secretario autonómico de Medio Ambiente.

Alternativas a la quema

La búsqueda de alternativas a la quema es una prioridad para la conselleria de Agricultura, Medio Ambiente, Cambio Climatico y Desarrollo Rural. Por el momento, esta campaña se ubicarán dos puntos de recogida de la paja del arroz para poder comercializarla posteriormente. Por otra parte, el pleno del Consell aprobó el pasado viernes 29 de septiembre un convenio de colaboración entre la Conselleria de Agricultura, el Consell Agrari Municipal de València y Mercavalencia para gestionar la paja del arroz que se genera en los arrozales del término municipal de Valencia y los restos orgánicos de Mercavalencia como un modelo de economía circular. De este modo, se potencian las tesis de conselleria de poner todas las facilidades para fomentar otras técnicas alternativas a las quemas.

Valoraciones

Desde Cooperatives Agro-alimentàries de la Comunitat Valenciana se valora que el acuerdo adoptado ha sido fruto de una negociación en la que las diferentes partes implicadas han cedido en sus pretensiones iniciales, con el fin de alcanzar un acuerdo que fuese beneficioso en la medida de los posible para todos. Si bien el punto de acuerdo se aleja de los deseos y necesidades iniciales de los arroceros, Cooperatives Agro-alimentàries de la Comunitat Valenciana valora la voluntad de la diálogo de los representantes de la Administración y el esfuerzo realizado para alcanzar el acuerdo.

Quizá le interese también:

Dejar un comentario